LA ROPA INTELIGENTE DESPEGA EL VUELO

La ropa inteligente, también llamada ropa 4.0, ropa de alta tecnología, textrónica o tejidos inteligentes, son prendas que han sido mejoradas con tecnología para añadirle una funcionalidad suplementaria al uso tradicional.

¿Te imaginas que tu ropa pueda mejorar tu vida? En ello llevan trabajando e invirtiendo intensamente marcas tan reconocidas como Levi’s o Google. Quizá estemos a punto de empezar a disfrutar sus resultados con ropa antimanchas que va a repeler los líquidos, prendas para descansar mejor de noche, o incluso evitar que nos caigamos.

Algunas utilizan textiles avanzados entrelazados con circuitos, mientras que otras se apoyan en sensores y hardware adicional. Muchas prendas inteligentes además pueden conectarse a una aplicación o un programa en un dispositivo secundario mediante Bluetooth o Wi-Fi.

Jacquard, un proyecto de ropa inteligente desarrollado por Google y Levi’s

¿Qué marcas tienen ropa inteligente?

Ya son muchas las empresas de tecnología y las marcas de moda que están apostando por el mercado de la ropa inteligente, y se espera que se unan a ellos muchas más si este concepto tiene éxito en el mercado.

Entre las marcas que experimentan con ropa inteligente se encuentran algunas tan conocidas como Nike, Levi’s, Tommy Hilfiger, Samsung, Ralph Lauren y Google. También hay otras empresas mucho más nuevas y pequeñas, pero que están encontrando su hueco como Sensora, Loomia, Komodo Technologies y Hexoskin.

Esta proliferación ha dado lugar a la aparición de prendas inteligentes en casi todas las categorías de moda. A modo ilustrativo señalamos algunos ejemplos en diferentes tipos de ropa:

Sensoria

Calcetines inteligentes: Los Smart Socks de Sensoria pueden detectar qué parte de sus pies está recibiendo la mayor presión mientras camina y pueden enviar estos datos a una aplicación de smartphone.

Pizza Hut Pie Tops II. Fuente: Pizza Hut

Calzado inteligente: Pizza Hut, dentro de una campaña promocional, ha experimentado con zapatos inteligentes en una edición limitada, que incluso podían pedir pizza, o controlar la TV. No me pregunten por qué hay que hacer esto con unos zapatos, pero lo cierto es que la edición se agotó.

Calzado para evitar caídas. Fuente: Parade Connect

En esta misma categoría la empresa francesa Parade Connect ha diseñado calzado que detecta y previene posibles caídas. Se usan tanto por personas mayores como por profesionales que trabajan en altura.

Dan McDonogh, director de entrenamiento de UA. Imagen: Under Armour

Ropa de dormir inteligente: la marca deportiva Under Armour con su línea Athlete Recovery trata de absorber el calor del cuerpo del usuario mientras duerme, que gracias a su tejido actúa como una sauna de infrarrojos, para ayudarle a recuperarse durante su descanso, según explica Dan McDonogh su director de entrenamiento.

The Human Fit, la línea de moda inteligente de Samsung. Imagen: Samsungcnt

Ropa de trabajo inteligente: Samsung está tratando convencer a los consumidores de la utilidad de la ropa inteligente bajo su marca de moda The Human Fit. El gigante coreano ha diseñado un cinturón con conectividad inalámbrica que le indica si ha ganado peso (¡gracias!), y un traje NFC que desbloquea su móvil y reparte tarjetas de visita digitales, mientras que su camiseta de golf vigila tanto sus oscilaciones como el pronóstico del tiempo.

Camiseta inteligente Nuubo
Camiseta biomédica nECG SHIRT . Fuente: Nuubo.

Ropa biomédica: aplicada a la salud como la camiseta de Nuubo, que monitoriza el ritmo cardiaco para una detección temprana de cardiopatías.

¿La ropa inteligente es cara?

Como todo lo que tiene que ver con el precio en cuestión de moda, es cuestión del bolsillo personal y de lo que nos apetece estar a la última.

Hay que considerar que debido al gasto adicional de la tecnología utilizada por la ropa inteligente, generalmente su precio es mayor que la ropa tradicional. Por ejemplo la cazadora inteligente de Google y Levis tenía un precio de alrededor de 300 €. Se trataba de una cazadora con muchas funcionalidades, contaba con unos puños especiales con sensores táctiles. A través de ellos, era posible cambiar canciones, recibir notificaciones, coger llamadas o recibir impulsos de Google Maps.

La buena noticia es que al igual que sucede con la mayoría de los productos tecnológicos y artículos de moda, los modelos más antiguos de ropa inteligente bajarán de precio a medida que salgan a la venta otros más nuevo. No hay que descartar en este sentido, que muy pronto empiecen a aparecer imitaciones más baratas de los productos más populares.

¿Dónde se puede comprar ropa inteligente?

En estos momentos la mayoría de la ropa inteligente está disponible en la web de cada marca, y también en tiendas plataformas como Amazon. Algunas de las principales tiendas de artículos deportivos venden ropa inteligente de Under Armour, por ejemplo, del mismo modo está previsto que las tiendas oficiales de Levi’s venderán sus propias prendas de vestir inteligentes.

Ahora que se acerca la Navidad puede ser una buena alternativa a tener en cuenta.

  • Te puede interesar

  • Redes Sociales